Guía práctica para tomar mejores decisiones.

Última modificación el 2 de noviembre de 2022,

Cuando estamos buscando una casa tomamos decisiones continuamente, comenzando por la decisión de si compramos una vivienda de obra nueva o de reciente construcción. Tenemos que pensar en muchas cosas, como las habitaciones que necesitamos, orientación, los acabados, los muebles… En fin, una lista que a priori puede parecernos interminable. Esta no es una guía para ayudaros a tomar «las mejores decisiones», la vida cambia y con ella nuestras necesidades. Lo que os compartimos aquí es una serie de herramientas o recursos que nos ayudan a tomar las decisiones de una forma mucho más consciente.

1. Evita pensar en términos opuestos.

No pienses en términos de “todo o nada”, o en «esto o lo otro», piensa en términos de oportunidades futuras. Lo que puedes ahorrar si tomas una decisión y en otras opciones. Puede que hasta descubras que hay una posibilidad intermedia.

2. Busca alternativas.

Piensa como si tu proyecto de vivienda fuera tu proyecto empresarial o de emprendimiento. Pide varios presupuestos, mira diferentes opciones para poder comparar. Tomar decisiones sin barajar varias alternativas no es tomar decisiones, es aventurarse con lo primero que se nos presente. Y a veces será un acierto, otras nos arrepentiremos por habernos precipitado. Por lo tanto, no está de más buscar antes otra opción, comparar presupuestos, y tomar una decisión en base a esto.

3. Pide opinión a un tercero.

Hay ciertas decisiones en la vida que tienen una implicación emocional muy fuerte, comprar una vivienda es una. Por eso es bueno hablar con otras personas que no están tan implicadas, como un amigo o amiga. Puede que te ofrezcan otra perspectiva, ya que cuando estamos emocionalmente implicados, nos es muy difícil «salir de la caja» que hemos construido en nuestra mente.

4. Piensa en cómo lo haría otra persona.

Puede sonar como una locura o una tontería, pero de verdad que ayuda. ¡Y es divertido!
Piensa cómo haría las cosas una persona que es muy diferente a ti, ponte en sus zapatos y configura la casa ideal para esa persona (o personaje). Esto te ayudará a ver diferentes opciones y puede que hasta te de ideas o planteamientos que no habías tenido en cuenta antes.

5. Aplica la ley de la medida del 10.

Este es un truco muy divertido que nos puede servir para muchas decisiones que tomamos en nuestra vida. Pregúntate cómo te vas a sentir tras los próximos 10 minutos, 10 meses y 10 años, después de tomar tu decisión. ¿Es una opción válida a medio o largo plazo? Preguntarte esto te ayudará muchísimo, te lo podemos asegurar. Tanto a tomar decisiones como a relativizarlas.

tomar decisiones

6. Descarta opciones.

Ya hemos dicho que es necesario barajar diferentes opciones para tomar una buena decisión, pero hay ocasiones en las que el exceso de alternativas nos paraliza. Cuando esto suceda, descarta primero aquellas opciones que menos se adapten a tus necesidades a largo alcance. La medida del 10 puede ayudarte precisamente a esto.

7. Piensa en qué es lo peor que podría pasar.

Sí, ser pesimista ayuda a tomar decisiones, y mucho. Es más, pensar en el peor caso escenario nos ayuda a ver opciones alternativas y condicionantes que no habíamos ni contemplado. Pero tampoco te excedas, que un hipotético y poco probable tsunami, no te impida comprar una casa con vistas al mar. Piensa en escenarios posibles, no catastróficos.

8. Haz listas.

Las listas son tus amigas, son tus compañeras imprescindibles. Lista cuáles son tus necesidades, ordénalas por prioridades, por necesidades en el tiempo, las que son necesidades y las que son deseos… Clasifícalas y apunta los pros y contras de cada una, no tengas miedo a descartar y agregar cosas a tus listas. Poner sobre papel lo que tenemos en nuestra cabeza es muy clarificador y nos ayuda a la hora de comunicárselo a terceros, a las personas que pueden hacer posible tu nueva vivienda.

¿Ya tienes claro cuáles son tus primeras necesidades? Cuéntanos cómo es la casa que necesitas en viviendea.com y nosotros te pondremos en contacto con las personas que la harán realidad.

Artista y diseñadora con complejo de Social Media Manager. El camino de la creación le ha llevado por el camino pernicioso del Marketing. Viviendeando que es gerundio, entre posts y copys, que vida solo hay una. O eso dicen...

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*